Leonard ha sido el hombre de Toronto en esta postemporada

52
0
Compartir

Después de que el confeti cayera sobre los Toronto Raptors, recién lograda su victoria por 100-94 sobre los Milwaukee Bucks el sábado por la noche, el presidente de operaciones de baloncesto Masai Ujiri fue cuestionado en la transmisión de TNT cómo resultó el canje por Kawhi Leonard.

“Es el mejor jugador de la liga’’, dijo Ujiri, mientras la multitud de 20,478 personas en el interior del Scotiabank Arena –todos los cuales todavía estaban en sus asientos– gritaron en aprobación.

‘’Y estamos felices de que esté en Toronto’’. Justo como lo ha hecho durante todos los playoffs, Leonard volvió a ser dominante en el sexto juego de la final de Conferencia del Este que mandó a Toronto a las primera final en su historia.

Terminó con 27 puntos, 17 rebotes, siete asistencias, dos robos y dos bloqueos para llevar a los Raptors a una cuarta victoria consecutiva sobre los Bucks, para que Toronto –el equipo que se ha quedado corto tantas veces en los últimos años–finalmente tuviera su día bajo el sol.

Lo hizo debido al canje que Ujiri recibió por Leonard el verano pasado, enviando al ícono de la franquicia DeMar DeRozan –junto con Jakob Poeltl y una selección de primera ronda– por el alero superestrella, más Danny Green. Después de que los Raptors vieron su final de temporada en tres años seguidos ante las manos de LeBron James, Ujiri estaba decidido a que las cosas fueran diferentes. Y, gracias a Leonard, lo son.

‘’Realmente no juzgo así mi juego’’, dijo Leonard, cuando se le preguntó sobre los comentarios de Ujiri. ‘’Soy más un aspecto de equipo, ver qué está haciendo mi equipo. Sólo quiero ganar. No me importa ser el mejor jugador. Quiero ser el mejor equipo. Siempre he dicho eso”.

‘’Antes de la temporada, cuando hicimos el cambio, Masai sentía lo mismo por mí. Me dijo cómo se sentía y por qué hizo el cambio”, dijo Leonard.

‘’Nos está yendo bien ahora. Estamos en las Finales, y aún no hemos terminado’’, agregó.

No hay comentarios

Dejar una respuesta