El Escogido ya hizo el milagro y superó un escenario peor al de las Águilas

443
0
Compartir

En un escenario donde el avance del calendario no ha representado descontar distancia desde el sótano, Juan Carlos Pérez, Zoilo Almonte, Francisco Peña y Juan Lagares pudieran reunir al grupo más joven de este plantel aguilucho y motivarles con el mayor caso de épica del pasado reciente en Lidom.

Pérez, Almonte, Peña y Lagares ya estaban en la liga entonces y siguen activo más de una década después.

Era el nueve de diciembre de 2012 cuando Moisés Alou, entonces gerente del Escogido, destituyó al dirigente campeón, Ken Overkfell, y nombró en su lugar a un desconocido Audo Vicente.

Los Leones marchaban con marca de 12-26, a tres juegos y medio del cuarto lugar, la misma distancia a la que comenzaron ayer lunes las cuyayas, con un récord menos mal (11-20).

Bajo la tutela de Vicente, los melenudos jugaron para 12-2 y terminaron con 23-28, empatados con los Gigantes, lo que requirió de un juego extra en el Julián Javier, donde los rojos se impusieron. La historia de ensueño concluyó con los melenudos conquistando el campeonato.

Desde entonces otros cinco equipos se clasificaron al round robin jugando por debajo de .500, el más reciente las Estrellas (23-27), el curso pasado.

Sin embargo, en tres de esas ocasiones el quinto y sexto lugar superaron las 30 derrotas y en dos de ellas las 28, lo que favoreció el camino para ese cuarto puesto.

Al reanudarse el calendario el lunes los cuatro primeros puestos jugaban al menos en .500, mientras que primero y segundo lugar requerían de cinco y seis victorias, respectivamente, para asegurarse finalizar sobre ese umbral, con al menos 16 choques pendientes.

Las Águilas llegaron a la pausa con el peor diferencial de carreras del campeonato (-45). Se trata de la relación entre vueltas fabricadas y permitidas. 

Las Águilas comenzaron el lunes un calendario que le hará jugar 19 partidos en 19 días, con solo dos jornadas libres. Un desafío mayúsculo para un equipo que ha tenido en el pitcheo su mayor problema. El club tiene la peor efectividad de la liga (4.94), más de un punto por encima

No hay comentarios

Dejar una respuesta