El país adaptará Ley de Salud para aprovechar la Inteligencia Artificial

    228
    0
    Compartir

    El primer Foro Nacional Salud e Inteligencia Artificial, una iniciativa del Listín Diario, rindió sus frutos ayer martes con las ponencias de diferentes actores del sector salud local e internacional, quienes formularon un escenario de debate que mostró una perspectiva de lo que implica el coincidir del talento humano y la inteligencia artificial (IA) en la medicina.

    Con el pasar de los años, y los inminentes esfuerzos del hombre por simplificar sus tareas al poseer una ayuda idónea, tan exacta como manipulable, la inteligencia artificial ha llegado a abarcar campos cada vez más amplios y complejos, adentrándose en la forma tradicional en la que siempre se han realizado los quehaceres, volviéndoles más eficientes, y, por supuesto, la salud no parece haber sido una excepción.

    La Inteligencia Artificial abarca campos cada vez más amplios, adentrándose en la forma tradicional en la que siempre han funcionado un sinnúmero de tareas, volviéndose más eficientes.
    La Inteligencia Artificial abarca campos cada vez más amplios, adentrándose en la forma tradicional en la que siempre han funcionado un sinnúmero de tareas, volviéndose más eficientes.

    El proceso evolutivo de la medicina junto a las nuevas tecnologías, en lo que respecta a la República Dominicana, ha sido airoso con máquinas y sistemas de análisis mucho más capaces, y ahora enmarca pasos a un futuro, que ya se encuentran determinados en el Plan Estratégico Nacional de Salud (Plandes 2030), según expresó el ministro de Salud Pública, Daniel Rivera.

    IA y salud en RD

    Según manifestó Rivera, en la celebración del Foro Salud e Inteligencia Artificial, propiciado, tanto por el Listín como el Ministerio de Salud Pública y la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra, la IA transforma aceleradamente la práctica médica global, por lo que hay siete puntos a trabajar en el país, que inicia con una evaluación de las necesidades tecnológicas de los sistemas de salud, tanto público como privado.

    “La implementación masiva de la inteligencia artificial en los servicios de salud en la República Dominicana entendemos que debe ser abordada por el Plan Estratégico Nacional de Salud desde al menos siete puntos”, señaló el funcionario para introducir este aspecto, entendiéndose que la IA favorece las investigaciones médicas, el acceso a la información a gran escala, la automatización, la personalización de los servicios, la realización de análisis predictivos.

    Por lo que estableció Rivera, entre esos pasos a dar, hay un amplio programa de información relativo a la transformación digital de la salud pública, que arrancará el año que viene.

    Con un financiamiento nacional e internacional de 900 millones de pesos, el ministro dijo que se elaboró el plan de salud digital, Salud 2030, en el que será presentado el “expediente único de la historia clínica electrónica”, que procura reunir toda la información de los pacientes, hábiles para los médicos.

    Además, será actualizada la Ley 42-01 de Salud, para que exista un marco legal en el que se detalle una forma ética reguladora.

    “Es de rigor transformar los programas de inversión en ciencias de la salud para lograr una formación en los profesionales de la salud en inteligencia artificial”, manifestó Rivera, quien además estableció que, tanto el Ministerio de Salud Pública como el Servicio Nacional de Salud, que ya tiene gran parte avanzada, sufrirán un cambio hacia la digitalidad.

    Expresó que se abrirán programas de enseñanza médica en materia de inteligencia artificial, serán adquiridos equipos y se impulsarán herramientas conjuntas del sector público y privado; así como se promoverá la evaluación sistemática y la mejora continua.

    ¿Los médicos serán sustituidos?

    Es mucha la información que debe retener un médico y, a pesar de que la inteligencia humana le permite aprender, retener, razonar, tomar decisiones y formarse ideas determinadas de la realidad, no le es tan fácil como a una máquina con un sistema tan bien equipado y alimentado, que posea un aprendizaje profundo o generativo.

    Los aportes de la IA al desarrollo de la salud mundial han sido tan variados y certeros, que se han convertido en un sostén permanente y cada vez más integrado en el área, con valías diferentes. Las IA saben, conocen, y tienen una labor sencilla, o quizás no tanto, ante cualquier pregunta precisa…

    La participación, al día de hoy, de estos sistemas que hacen por sí mismos tareas que normalmente requieren inteligencia humana, es tan activa que surge la pregunta: ¿serán los médicos sustituidos por la inteligencia artificial?

    El expositor internacional Javier González, presidente asociado de Educación y director del Centro de Educación Pediátrica de Cincinnati, dice que no, que la inteligencia artificial no sustituirá a los médicos, o por lo menos, no a todos.

    “No creo que la inteligencia artificial vaya a sustituir a los médicos, pero quienes no la usen, sí serán sustituidos”, aseguró González al exponer en el primer panel del foro celebrado en el campus Santo Domingo de la Pontificia Universidad Católica Madre y Maestra (PUCMM).

    Para González, la inteligencia artificial debe ser vista por los doctores como una herramienta de apoyo y ayuda, sobre todo para el docente médico al que le permite personalizar las metodologías de aprendizaje y enseñanza, así como agilizar la innovación pedagógica.

    Según el médico dominicano, que tiene su ejercicio en los Estados Unidos, debe ser percibida como una red de almacenamiento con la que debe tenerse cuidado para no depender de ella.

    “Hay que tener cuidado de que el estudiante de medicina no se convierta en una computadora ambulante”, señaló el especialista en educación médica, durante el primer bloque de la mañana.

    ¿Dónde se aplica la IA?

    El especialista en cardiología y ecografía del Memorial Healthcare System Broward County, en Florida, Estados Unidos, que además es diseñador de sistemas de inteligencia artificial para la gestión de servicios, Julio Peguero, afirmó que la inteligencia artificial converge con la ciencia de la salud en el diagnóstico y análisis médico, unido al desarrollo de nuevas estrategias.

    Sin embargo, la robótica, la investigación científica, el transporte, las finanzas y la educación, son otras vertientes de aplicación.

    En la investigación científica, por ejemplo, se hacen análisis de grandes conjuntos de datos (big data); así como modelado y simulaciones complejas. En la robótica se automatizan procesos empresariales y en el transporte, ya existen vehículos autónomos y sistemas de asistencia del conductor que optimizan el tráfico.

    No hay comentarios

    Dejar una respuesta