La vincha que entrena el cerebro para que puedas dormir mejor

Trabaja sobre las ondas cerebrales que regulan el descanso. No se usa de noche, solo 20 minutos, 3 veces por semana. Cómo funciona.

163
0
Compartir

Durante la noche, nuestros cerebros emiten ondas conocidas como sleep spindles o husos del sueño, que controlan múltiples aspectos del sueño. Por ejemplo, qué tan rápido nos quedamos dormidos, el progreso a través de los ciclos de sueño y cómo proteger el descanso de perturbaciones ambientales como los ruidos.

La frecuencia de las ondas que regulan nuestro descanso se puede aumentar en el cerebro de forma inconsciente. Se logra incrementando la frecuencia de las ondas cerebrales del ritmo sensoriomotor (SMR) que producimos durante el día.

La vincha Urgonight debe usarse 3 veces por semana durante 20 minutos (Urgonight)
La vincha Urgonight debe usarse 3 veces por semana durante 20 minutos

Precisamente, Urgonight propone detectar y controlar estas ondas a través de una vincha que entrena el cerebro y se usa de día. Así, las personas pueden aprender a controlar la frecuencia de estas ondas cerebrales, con el objetivo de mejorar el sueño al aumentar la velocidad en la que se duermen, reduciendo la cantidad de veces que se despiertan durante la noche.

La solución

Urgonight, la vincha que ayuda a dormir mejor pero no se usa de noche (Urgonight)
Urgonight, la vincha que ayuda a dormir mejor pero no se usa de noche

La vincha es una solución de entrenamiento cerebral no invasivo que utiliza un dispositivo de medición de electroencefalograma (EEG). Además, ofrece ejercicios cerebrales personalizados en una app.

Desarrollado por neurocientíficos y expertos en sueño, UrgoNight utiliza tecnología que, tiempo atrás, solo estaba disponible para clínicas e investigadores del sueño.

Cómo funciona

Entrenamiento cerebral: 20 minutos de ejercicios a través de la app de Urgonight, 3 veces por semana (Urgonight)
Entrenamiento cerebral: 20 minutos de ejercicios a través de la app de Urgonight, 3 veces por semana

Urgonight es una vincha ajustable con sensores que miden la actividad de las ondas cerebrales. Básicamente, es una adaptación del tradicional electroencefalograma a un wearable pequeño y fácil de usar. La banda que se ubica en la cabeza tiene dos electrodos que no requieren de gel para colocar y se pegan debajo de las orejas.

El sistema no se usa todos los días. Debe colocarse durante 20 minutos al día, tres veces por semana. Para el uso del dispositivo se requiere foco.

A la mañana, Urgonight propone al usuario que, al usar la vincha, se concentre en un punto, alejando pensamientos “innecesarios”. Sería algo así como llegar a un estado de meditación.

Así luce la vincha Urgonight (Urgonight)
Así luce la vincha Urgonight

Entonces, la vincha analiza en tiempo real la actividad cerebral, auditiva y visual del cerebro. Lo llama neurofeedback porque aprende las ondas del cerebro de una persona para enseñarle un nuevo comportamiento. En este caso, el fin es dormir mejor.

Con la vincha colocada, la persona debe acceder a la app de Urgonight para visualizar sus ondas cerebrales y realizar ejercicios con la aplicación durante 20 minutos.

El valor de Urgonight es de USD500. Saldrá a la venta en el segundo trimestre de 2020. El dispositivo forma parte de Urgotech, una compañía francesa que desarrolla y comercializa tecnologías de salud, especificamente en biofeedback.

Trastornos del sueño, un tema mundial

Trastornos del sueño, una
Trastornos del sueño, una «epidemia» global

Según datos de la encuesta anual sobre el sueño, “The Global Pursuit of Better Sleep Health” (la búsqueda mundial de una mejor salud del sueño) de Royal Philips, el 44% de los adultos, a nivel global, admite que su sueño ha empeorado en los últimos 5 años.

En el mundo, 8 de cada 10 adultos quieren mejorar la calidad de su sueño, pero la mayoría (el 60%) no ha buscado ayuda de un profesional. La encuesta anual de Philips (con resultados de 2019) señala que ha aumentado la conciencia sobre el efecto del sueño en la salud, sin embargo, para muchas personas tener un “buen sueño” (de calidad) es difícil.

Entonces, a pesar de que el 77% de los adultos reconoce que el sueño tiene efecto sobre la salud, el 62% admite que duerme solo algo bien y el 44% dice que su sueño ha empeorado en los últimos 5 años.

No hay comentarios

Dejar una respuesta