Tokio: una ciudad cargada de futurismo, anime y majestuosos templos

140
0
Compartir

Desde República Dominicana no hay vuelos directos hacia Japón, pero después de hacer escalas por una terminal internacional (verificando que para el tránsito necesites o no visa) se puede acceder a este sin previa solicitud de visado.

Aunque al llegar a una terminal japonesa, colocan una estampa que permite que estés dentro de su territorio por un máximo de 90 días (tres meses).

Un viaje desde esta parte del mundo, con todo y escala, tarda al menos 20 horas.

Si la escala es en Europa, y luego en Japón, se podría extender por más de un día. El vuelo desde este continente se tarda unas 14 horas hasta la isla de Honshu, donde se encuentra la capital japonesa.

Hay dos aeropuertos internacionales en Tokio: el Aeropuerto Internacional de Haneda y el de Narita, un poco más apartado del centro.

En el de Narita, la primera impresión es que toman en serio que el anime y los videojuegos son su marca país. Es tanto así que al salir de la terminal, y ya de camino a migración, Mario y Luigi sostienen un cartel que dice “Welcome to Japan” (Bienvenido a Japón).

Y más adelante, en la sala de espera, hay un área de “Check-in” de Nintendo que cuenta con una estación de Nintendo, donde puedes jugar gratuitamente, y tomarte fotos en stands con temática de Super Mario.

Otro tema que explotan es la franquicia de videojuegos Pokémon. Con decoración tanto en ciertos aviones hasta en pasillos con imágenes de Pikachu, Darmanitan, Charizard y Meowth, por mencionar algunos personajes de la famosa animación.

Antes de salir del aeropuerto, lo recomendado es cambiar de dólares (u otra divisa) al Yen japonés: que tiene desde monedas de 1 yen hasta billetes de 10,000. Hasta esta semana, el cambio de un dólar por 150 yenes.

No importa si es de día o de noche, es una ciudad llena de luces. Pero hay tres áreas donde es más común verlas: Shibuya, Akihabara y Shinjuku.

Con cientos de luces en todos lados, justo fuera de la estación con el mismo nombre, Shibuya es un imperdible si visitas el área metropolitana de Tokio.

EL PASO PEATONAL MÁS TRANSITADO DEL MUNDO

El lugar más representativo y emblemático es el famoso cruce peatonal de Shibuya, donde diariamente caminan entre dos y tres millones de personas y se ha convertido en el más transitado del mundo.

Conocido como el “Times Square” de Tokio, Shibuya tiene cientos de tiendas de moda, franquicias internacionales, bares, karaokes y restaurantes.

Pero uno de sus principales atractivos es la estatua en bronce de Hachiko, que honra la vida de un perro que esperó a su dueño, Hidesaburō Ueno, quien murió de una hemorragia cerebral mientras impartía clases en la Universidad de Tokio.

Desde 1925 hasta 1935, el perro fue todos los días a la estación de trenes de Shibuya en busca de su amo, pero nunca llegó. Diez años después murió.

EL PARAÍSO DE LOS VIDEOJUEGOS

Con cientos de carteles de anime por doquier, máquinas de arcade, cosplays, mangas y venta de videojuegos, Akihabara o Akiba es un barrio ‘otaku’ que deslumbra con sus luces neón y la carga visual a millones de turistas cada año.

Sin dudas, sería como un parque de diversiones pero para los verdaderos amantes de la cultura anime y también un distrito donde se pueden conseguir modernos aparatos electrónicos.

Este es el sitio ideal para comprar recuerdos y artesanía barata vinculada con el anime.

La única recomendación es ir temprano, porque a partir de las 9:00 de la noche, los negocios comienzan a cerrar, solo quedando abierto Don Quijote (sí, como el nombre de la novela de Miguel de Cervantes) una tienda minorista con más de 150 sucursales en Japón, y donde se consiguen artículos en descuento y a partir de 5,500 yenes puedes pagar sin impuestos, siempre y cuando andes con un pasaporte.

BARRIO ROJO DE TOKIO

A diferencia de las demás, este barrio se caracteriza por sus altos rascacielos, luces, restaurantes y bares, y no tanto anime.

El distrito principal Kabukichō es conocido por ser el barrio rojo de Tokio, por lo que se ha convertido en uno de los más turísticos, por sus bares, restaurantes y vida nocturna y el entretenimiento para adultos.

Un imperdible es la cabeza de Godzilla, que hace la simulación de que está encima del TOHO Cinemas.

¿SABÍAS QUE EN TOKIO ESTÁ LA TORRE MÁS ALTA DEL MUNDO?

Tokio es una ciudad llena de rascacielos, y atracciones turísticas desde donde puedes verla en las alturas.

Y también tiene la torre más alta del mundo: Tokyo Skytree, con 634 metros de altura. Aunque ocupa el primer lugar en esta categoría, es de hecho la tercera estructura más alta, luego de la torre Warisan Merdeka, en Kuala Lumpur, Malasia, con 679 metros y el Burj Khalifa, en Dubai, en los Emiratos Árabes Unidos, con 828 metros.

Subir al Skytree tiene un costo a partir de 1,800 yenes (11 dólares), pero tienes que reservar con tiempo de antelación porque se van rápido.

Otra opción más accesible es la Tokyo Tower, la segunda más alta de Japón, con 333 metros después de la Skytree.

Esta estructura es incluso más alta que la Torre Eiffel, inspiración para su construcción luego de la Segunda Guerra Mundial.

Desde ambas puedes ver hermosos paisajes, e incluso, si está lo suficientemente despejado y soleado, el Monte Fuji, el pico más alto de todo Japón.

Si estás cerca, y es aún de día, puedes caminar cinco minutos hacia el templo Zojoji, a donde puedes entrar gratis.

¿CÓMO MOVERSE POR LA CIUDAD?

A diferencia de otras ciudades, Tokio es un poco incómoda para andar a pie, debido a que sus distritos son muy grandes y las distancias pueden extenderse. La mayoría de la gente se transporta en bicicletas o en el metro, que no tiene un precio estándar, más bien va a partir de 110 yenes, dependiendo a dónde se dirige.

Los taxis o plataformas como Uber son extremadamente caras, así que es mejor evitarlas a menos que sea sumamente necesario.

SANTUARIOS PARA CONOCER LA PARTE RELIGIOSA DE JAPÓN

Turistas toman foto de Santuario de Meiji
Turistas toman foto de Santuario de MeijiISTOCK

En Asakusa se encuentra el templo más antiguo de Tokio: Sensō-ji. Fue construido en el 628 después de Cristo y es uno de los más visitados de Japón, con más de 30 millones de visitantes al año.

Muchos turistas aprovechan para cruzar la puerta Kaminarimon, y adentrarse en el paseo peatonal donde hay decenas de tiendas de recuerdos y artículos artesanales y tradicionales de Japón.

En medio del movido barrio de Shibuya, también se encuentra el Santuario Meiji-Jingu, una de las principales atracciones religiosas de Tokio.

Templo Senso-ji, en Asakusa, Tokio
Templo Senso-ji, en Asakusa, TokioISTOCK

Con más de 100,000 árboles, este bosque artificial te adentra hacia este santuario sintoísta dedicado al emperador Meiji y su esposa, la emperatriz Shōken.

Al momento de visitarlo, ten en cuenta que es un lugar sagrado y en algunos rituales no permiten tomar fotografías.

No hay comentarios

Dejar una respuesta