Descubrieron un nuevo fósil de un dinosaurio volador en Escocia

196
0
Compartir

El hallazgo de Ceoptera evansae, un pterosaurio del Jurásico Medio, en la Isla de Skye desafía teorías previas, revelando la amplia distribución de estas criaturas hace 166 millones de años

En una notable revelación que redefine lo que sabemos sobre la historia de la vida en la Tierra, científicos han anunciado el descubrimiento de los restos de un pterosaurio en la Isla de Skye, Escocia. Esta especie de dinosaurio volador, bautizada como Ceoptera evansae, vivió hace aproximadamente 166 a 168 millones de años durante el período Jurásico Medio, marcando un hito en nuestro entendimiento de la evolución de estos seres.

Los hallazgos, publicados en la revista Journal of Vertebrate Paleontology el 5 de febrero, fueron liderados por un equipo internacional de científicos del Museo de Historia Natural, la Universidad de Bristol, la Universidad de Leicester y la Universidad de Liverpool.

Este descubrimiento no sólo arroja luz sobre la diversidad y la historia evolutiva de los pterosaurios, sino que también sugiere que estos reptiles voladores aparecieron mucho antes de lo que los investigadores anteriormente creían y lograron una distribución casi mundial de manera acelerada.

Ceoptera ayuda a precisar el momento de varios eventos importantes en la evolución de los reptiles voladores. Su aparición en el Jurásico Medio del Reino Unido fue una completa sorpresa”, afirmó Paul Barrett, investigador de mérito del Museo de Historia Natural y autor principal del estudio.

El Ceoptera evansaepertenece al grupo de pterosaurios conocidos como Darwinoptera, cuyos fósiles se habían encontrado principalmente en China hasta ahora. Este hallazgo en Escocia implica que estos ejemplares pudieron haber vivido al menos 25 millones de años más de lo que se entendía anteriormente, ampliando significativamente la ventana temporal de su existencia desde el Jurásico Temprano hasta el más tardío.

ABC News señaló que los restos incompletos, pero tridimensionalmente preservados del esqueleto, se descubrieron por primera vez en 2006 en una pequeña playa a lo largo de la costa de Loch Scavaig, en la Península de Strathaird de la Isla de Skye.

Los investigadores analizaron esqueletos parciales, incluidos restos de los hombros, alas, patas y columna vertebral, utilizando escaneo digital para revelar múltiples elementos del esqueleto que de otro modo serían inaccesibles debido a estar incrustados en la roca. Este método de preparación digital convierte al esqueleto del Ceoptera evansae en uno de los primeros de una especie de pterosaurio preparado de esta manera, de acuerdo con el informe.

La importancia de este descubrimiento se ve reforzada por el hecho de que los pterosaurios son entre los primeros vertebrados conocidos por haber evolucionado para poder volar, viviendo junto con los avialanos, la especie de dinosaurio que se cree evolucionó hacia las aves modernas.

“El periodo de tiempo del que proviene Ceoptera es uno de los más importantes para la evolución de los pterosaurios”, señaló Liz Martin-Silverstone, paleobióloga de la Universidad de Bristol y autora principal del estudio. Este adelanto nos sitúa un paso más cerca de comprender dónde y cuándo evolucionaron los pterosaurios más avanzados.

La especie fue nombrada “Ceoptera evansae” en honor a Susan E. Evans, por sus años de investigación anatómica y paleontológica en la Isla de Skye. El nombre combina “Cheò”, palabra en gaélico escocés que significa niebla, con “-ptera”, del griego asociado con animales con alas.

No hay comentarios

Dejar una respuesta